Envíos GRATIS. Código FREE.  
29 Days
3 Hours
31 Minutes
02 Seconds

Las piedras del sexto chakra frontal ajna

El chakra ajna está simbolizado por una flor de loto blanca con dos pétalos. El círculo representa el vacío y el origen de todas las cosas, mientras que los pétalos representan la dualidad y los opuestos de lo femenino y lo masculino y su fusión para una conciencia superior. Por ello, lo relacionamos con el tercer ojo, que ve más allá.

 

El sexto chakra y sus piedras

 

Las piedras tienen un gran poder por sí mismas, pero al combinarlas con prácticas curativas como el yoga o la meditación, se conseguirán nuevos niveles de curación. Te enseñamos todo sobre los cristales más eficaces.

 

 

1. Características del chakra ajna

La tradición hindú y la doctrina del yoga hablan de que la energía de la conciencia y la espiritualidad viene dada por el chakra de la frente. Aquí es donde se encuentra nuestra intuición para saber hacia dónde queremos ir y nuestra percepción del mundo. El tercer ojo es el que se encarga de ver lo invisible y lo desconocido, de ser la base de la sabiduría. Es la luz interior y la conciencia interna, que es todo lo contrario al tercer chakra. A continuación ordenamos las principales cualidades del sexto chakra:

Nombre: Chakra frontal, chakra del tercer ojo, Ajna

Localización: en medio de la frente, entrecejo (cara, frente, nariz, ojos, orejas, seno, sistema neurológico)

Sentido: la intuición

Glándula endocrina: glándula pituitaria

Objetivo: desarrollar el sentido de la reverencia por la vida y el sentido de la esencia a través de la transformación de las percepciones humanas

Elemento: la luz

Color: azul índigo

Nota: La

Positivo: intuición correcta, paz y calma interior, conciencia de quiénes somos, claridad, inspiración, amplia visión, tolerancia, imaginación disciplinada

Negativo: ego alto, fanatismo, mala memoria, fanatismo, complejo de inferioridad, miedos, mentalización, arrogancia, ilusiones

En resumen: el Ajna despierta el desarrollo del ser, de lo espiritual, de la intuición, de la memoria, de crear, de la percepcón del mundo

 

2. Equilibrio chakra ajna

En caso de que haya un desequilibrio del chakra de la frente, habrá una incapacidad para creer en el “yo soy”, por lo que la persona puede ser atraída para bien o para mal.

Por un lado, si el ajna chakra está bloqueado, la persona puede dejar su parte espiritual de lado y tener depresión o falta de interés en el mundo exterior, falta de responsabilidad y un elevado egoísmo. Es posible que la persona caiga en sectas y otras aberraciones dogmáticas.

En el lado contrario, si el sexto chakra está en exceso, la persona también puede analizar todo en exceso hasta confundirse, tener complejo de superioridad, arrogancia y desprecio. También puede convencer a otros de sus opiniones y creencias o caer en fanatismos como la fe y la religión.

Pero cuando el chakra ajna está en equilibrio, hay una gran gratitud por la vida, se vive el momento al máximo, se desarrollan habilidades extrasensoriales, las cosas se perciben de forma sutil y se actúa con humildad.

Algunas actividades que puedes hacer para equilibrar el sexto chakra son la meditación y el yoga, concretamente en postura fetal, beber té y vino, comer arándanos, uvas y especias, escuchar música relajante, usar afirmaciones como ‘soy un ser de luz y amor’, usar aromas de lavanda o jazmín y, por supuesto, usar piedras que fortalezcan este chakra.

 

3. Piedra para el chakra ajna

Tener las piedras adecuadas en tu habitación es importante si tienes el sexto chakra debilitado. Son muy poderosas en términos de mejora de energía.

La primera piedra con poder curativo para el chakra de la frente es el lapislázuli. Tiene un efecto calmante ya que la encanta hablar con la verdad, por lo que ayuda a establecer un diálogo abierto y honesto. Además, te ayudará a ver todo con más claridad y tener una resolución de conflictos más eficaz. 

La amatista también es una piedra muy recomendada para el chakra tercer ojo. Es la piedra de la tranquilidad y la serenidad que alivia el estrés y la tensión. Ayuda a abrir el tercer ojo y a promover un sueño profundo y rejuvenecedor.

Otra opción a usar en tus joyas es la piedra lunar. Limpiará tu corazón mientras te ayuda a restaurar la paz y armonía.

Por otro lado, la fluorita morada ofrece muchas cosas para el chakra tercer ojo. Proporciona confianza en tu voz interior liberándote de cualquier obstáculo y haciendo que lleves una vida con preción y propósito.

Por último, una de nuestras piedras favoritas para el sexto chakra es la sodalita. Es una piedra para el chakra de la garganta, pero también para el chakra de la frente. La combinación de ambos hace que tanto la parte derecha como la izquierda de tu cerebro se equilibren y mantener los valores fundamentales en su sitio.

 

No olvides reforzar tu chakra ajna llevando estas piedras en tus elementos de joyería.

CARRITO

No hay más productos disponibles para comprar

Tu carrito está vacio.